¿Deberían los hoteleros poner nombre a sus chatbots?

¿deberían los hoteleros poner nombre a sus chatbots?
¿Deberían los hoteleros poner nombre a sus chatbots?
junio 15, 2022

Los chatbots, en su esencia, son asistentes personales virtuales. Lo cierto es que las interacciones entre el usuario y el chatbot pueden durar solo unos segundos y, dado que el periodo de interacción es tan corto, es esencial que el hotel pueda proporcionar una sensación de amabilidad en el instante.

Gracias al poder de la IA, los chatbots están siendo diseñados para que imiten las interacciones humanas, de tal manera que el usuario sienta que esta chateando con una persona real, aunque sepa que no es así.

El nombre del chatbot es una de las primeras cosas que el usuario lee cuando comienza a chatear con su hotel. Por tanto, si el chatbot tiene un nombre genérico como «asistente personal» o «asistente virtual de recepción», la sensación inmediata será de impersonalidad.

¿Por qué los hoteleros ponen nombres a sus chatbots?

Poner un nombre al chatbot del hotel puede añadir un mayor significado a la experiencia del huésped. 

  • Humanizado: cuando los chatbots tienen un nombre, los huéspedes los encuentran más humanizados y, por tanto, tienden a interactuar más con ellos y obtienen una mejor experiencia.
  • Accesible: un nombre crea identidad, y la identidad conduce a la familiaridad. Por esa razón, los chatbots que tienen nombre resultan más accesibles para los clientes .   
  • Personalizado : dar un nombre al chatbot del hotel es una buena práctica para personalizar las conversaciones con los clientes. Estos asistentes virtuales son capaces de entablar un vínculo instantáneo con cualquier persona con la que interactúen.  
  • Natural : los huéspedes nunca se sienten cómodos cuando están hablando con un robot. Sin embargo, si el robot tiene un nombre y utiliza un discurso humanizado, la conversación parecerá mucho más real.

Las mujeres constituyen la mayor parte de la fuerza laboral del sector del alojamiento en Reino Unido

Según Statista, el sector del alojamiento en Reino Unido está compuesto por un 56 % de mujeres y un 44 % de hombres. De hecho, en junio de 2017, alrededor de 261.000 mujeres trabajaban en el sector del alojamiento de Reino Unido, frente a 206.000 trabajadores masculinos.

Ahora la pregunta es: ¿seguirán estas estadísticas las tendencias a la hora de dar nombre a los asistentes virtuales?

Teniendo en cuenta los datos de HiJiffy, la respuesta es sí. Darle al chatbot un nombre femenino también parece ser la tendencia. 

El 63 % de los chatbots de hoteles tienen nombres de mujer

De hecho, el 63 % de los clientes de HiJiffy dan un nombre de mujer a sus chatbots

Algunos de los nombres femeninos de chatbot que podemos encontrar entre los clientes de HiJiffy son: Alicia, Bella, Carrie, Carlota, Eva, María o Julia.

Por otro lado, solo 1 de cada 3 chatbots de hoteles tiene un nombre masculino.

Algunos de los nombres de chatbot masculinos que podemos encontrar entre los clientes de HiJiffy son: Bob, Gorka, Henry, Oscar, Roberto o Steve.

Más que un nombre, un posicionamiento

«A la hora de dar un nombre a sus chatbots, los hoteleros deben tener en cuenta que un nombre gracioso dará la sensación al usuario de que el hotel es informal, mientras que un nombre formal hará que el usuario perciba lo contrario», aconseja Tiago Araújo, CEO de HiJIffy. 

«Para alejarse de la dicotomía hombre vs. mujer, los hoteleros pueden adaptar el nombre del hotel al nombre del chatbot. Si el hotel se llama Hotel Cool, quizá el chatbot podría llamarse Cool, ¿no? En HiJiffy tenemos hoteles como Reserva Alecrim que han llamado Alecrim a su chatbot, por ejemplo, o Hoteles Vila Galé, quienes han apostado por llamarlo Galé», añade.

¿Deberían los hoteleros poner nombre a sus chatbots?
Co-Founder & CEO

Latest Articles